Atenas para nómadas

La cuna de la civilización occidental

11 de febrero, 2018
Costo 🤑Diversión 🎉Trabajo 💻Relax 😌Turismo 📷
4/55/53/54/55/5

No sabía que conocer Atenas era uno de mis sueños hasta que la conocí. Una ciudad increíble por donde se la mire.

El aeropuerto está bastante bien, pero nos topamos con un poco de confusión al buscar cómo llegar a la ciudad. En realidad, es bastante simple, pero la señalización/comunicación no es muy buena.

La forma más adecuada es tomar el metro M3. La estación está integrada en el aeropuerto y no hay muchas opciones, por lo que no se puede fallar. Una vez comprado el ticket, pasás las barreritas validándolo y bajás por unas escaleras hasta el andén. Cuidado ahí, porque llega el tren intercity por un lado y el metro por el otro, y no me pareció obvio a primera vista cual es cual.

Atenas desde el Areópago

Vista de Atenas desde el Areópago

Después de unos 40 minutos, llegamos al centro de la ciudad. Como de costumbre me quedé en un airbnb por un precio tremendamente económico en el corazón del centro de la ciudad.

Las opciones de comida y de esparcimiento por la zona céntrica son innumerables y los griegos son bastante agradables. No se habla inglés particularmente fluido, pero sí lo suficiente.

Me gusta como el corazón de la ciudad está mezclado con las antiguas ruinas por doquier. Las zonas turísticas clásicas son Monastiraki y Plaka. Pero los alrededores también tienen gemas dignas de explorar. Como es de esperarse, las atracciones sobran.

Athina Flea Market

Turismercado en Monastiraki

Se puede comprar un ticket en la entrada de cada atracción, pero también hay unos tickets que engloban la mayoría de las atracciones principales durante varios días, y resulta mucho más barato (si te interesa conocerlas a todas, claro).

En términos de supervivencia (comida, alojamiento), me resultó una ciudad muy económica. Se puede comer afuera por entre dos euros y el infinito 😉 y además, la comida griega es buenísima en todos lados.

Los cafés -tanto cerrados como al aire libre- sobran, pero la conexión a internet definitivamente no es de las mejores.

Plaka

Plaka

No usé el transporte público más allá del metro ida y vuelta desde el aeropuerto. Es una ciudad excelente para caminar horas. Hay muchísima gente en todas partes, tanto locales como turistas, pero al mismo tiempo se siente una ciudad tranquila. Con un tráfico más moderado de lo que parece.

Tips y recomendaciones

  • El alojamiento es bastante económico incluso en la zona céntrica. A pesar de estar un poco saturada de gente, es una zona bastante agradable/tranquila para quedarse.
  • Los restaurantes cierran tarde! Salir a comer después de las doce de la noche no es una misión imposible como en otros lugares de Europa.
  • La atracción turística por excelencia, la Acrópolis, cierra temprano. Y el camino hasta ahí es ligeramente arduo por lo que ir y no llegar a entrar es un poco molesto (experiencia hablando). Durante la tarde (entre las 14 y las 16) hay mucho sol! Mi recomendación es ir antes del mediodía.
  • Los souvenirs tienen precios exorbitantes en Monastiraki/Plaka. Lo mejor es ir a otras zonas con menos movimiento, como la parte peatonal de la calle Agion Asomaton.
Compartir
/

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *